Grupo Radio Centro

Complete News World

Gibraltar sigue suspendido tras el acuerdo del Brexit, dice el primer ministro de España, Europe News & Top Stories

MADRID (AFP) – Madrid y Londres aún tienen que llegar a un acuerdo sobre el estatus de Gibraltar, dijo el jueves (24 de diciembre) el primer ministro de España, Pedro Sánchez, después de que Reino Unido y la UE finalmente llegaran a un acuerdo comercial Brexit.

Es probable que el fácil movimiento de personas y mercancías a través de la frontera española que sustenta la economía de Gibraltar, un pequeño territorio británico en el extremo sur de la Península Ibérica, termine cuando Gran Bretaña abandone el UE a la medianoche del 31 de diciembre.

“España y el Reino Unido continúan el diálogo para llegar a un acuerdo sobre Gibraltar”, dijo Sánchez en su cuenta de Twitter después de elogiar el acuerdo Bruselas-Londres.

Madrid, Londres y Gibraltar resolvieron los problemas de estado por separado de las conversaciones comerciales de Brexit de 10 meses que finalmente pusieron fin al acuerdo el jueves.

“Para nosotros … el reloj sigue corriendo”, dijo el jefe de gobierno de Gibraltar, Fabián Picardo, y agregó que estaba “optimista de que podremos finalizar este acuerdo”.

El enclave depende totalmente de las importaciones para abastecer a sus 34.000 habitantes, y cada día llegan a Gibraltar unas 15.000 personas desde España para trabajar, o la mitad de la población activa del territorio.

Sin acuerdo, el movimiento de mercancías entre Gibraltar y España estará sujeto a trámites aduaneros a partir del 1 de enero, con consecuencias económicas indeseables.

Picardo dijo a AFP a fines del mes pasado que Gibraltar estaba considerando unirse al área Schengen sin una visa, de la que Gran Bretaña nunca formó parte, para evitar este obstáculo.

“Estamos buscando un acuerdo que permita la máxima fluidez”, dijo.

READ  Los despliegues lentos de vacunas son el mayor riesgo para la economía de la eurozona: encuesta de Reuters | Reuters | Negocio

España cedió Gibraltar a Gran Bretaña a perpetuidad en 1713 tras una lucha militar, pero Madrid había querido recuperarlo durante mucho tiempo.

En 2013, una disputa por un arrecife artificial en aguas reclamadas por ambas partes desató una guerra de palabras que desató meses de bloqueos en la frontera luego de que España intensificara los controles, que solo terminaron. ‘tras la intervención de Bruselas.