Grupo Radio Centro

Complete News World

España, segundo inversor en Latinoamérica, detrás de Estados Unidos

Carlos Álvaro (Madrid Capital) | Según el último Informe de Inversión Mundial 2021 de las Naciones Unidas, los flujos de inversión extranjera directa (IED) hacia América Latina cayeron un 45% el año pasado, a 88 billones de dólares (8,8% del total mundial). Estamos lejos de los 160 billones de dólares de 2019.

La caída fue mayor que la caída promedio mundial (-35%) y en las áreas en desarrollo (-8%) y mucho mayor que la caída en África (-16%). En general, la IED se desplomó en los países desarrollados (-58%), especialmente en Europa (-80%). En América del Norte cayó un 40% y en Asia aumentó un 4%. “Latam sufrió el colapso de la demanda de exportaciones, la caída de los precios de las materias primas y la desaparición del turismo, lo que provocó una de las peores contracciones de la actividad en el mundo”.

“Es poco probable que haya una recuperación significativa de la IED en Latam en el corto plazo”, dijo el informe. A nivel mundial, estima que para este año la inversión extranjera seguirá siendo un 25% menor que en 2019. Dicho esto, recuperará parte del terreno perdido con un incremento del 10 al 15%.

Por países, Estados Unidos atrajo la mayor inversión en 2020 ($ 156 mil millones), con China en segundo lugar ($ 149 mil millones), seguida de Hong Kong, Singapur e India. El país latinoamericano que atrajo más inversiones fue México (noveno en el mundo), superando al mayor receptor tradicional de la región, Brasil (undécimo). Estos son los únicos dos países latinoamericanos entre los 20 primeros.

READ  Precio DLAR hoy jueves 10 de diciembre de 2020; tipo de cambio

La IED en América del Sur se redujo en más de la mitad en 2020 a 52.000 millones de dólares, y los flujos a Brasil y Perú alcanzaron su nivel más bajo en dos décadas. En la gran economía regional, cayó 62,1% a $ 24,8 mil millones, debido a una menor inversión en petróleo, energía y servicios financieros. En Perú, los flujos aumentaron de $ 8 mil millones en 2019 a $ 982 millones en 2020, debido a una de las peores recesiones e inestabilidad política del mundo. En Colombia, cayó un 45,3% a $ 7,7 mil millones, en Argentina un 38,1% a 4,1 mil millones y en Chile un 33% a 8,4 mil millones. En Ecuador se estabilizó (mil millones de dólares) y en Uruguay aumentó un 43% hasta alcanzar los 2.600 millones, el nivel más alto desde 2012.

En Centroamérica, la IED cayó 24% a $ 33 mil millones, con una caída más limitada de 14,7% (a $ 29,1 mil millones) en México, que tuvo un mejor desempeño gracias a la reinversión. En Costa Rica, la caída de la IED hacia zonas económicas especiales explica la mayor parte de la caída (-38%), a $ 1,7 mil millones. En Panamá, se desplomó un 86% a $ 589 millones. En el Caribe, excluidos los centros financieros extraterritoriales, cayó un 36% debido al colapso del turismo. República Dominicana, el mayor beneficiario de la subregión, fue el “culpable” de esta caída, con una caída de las entradas de IED en un 15% ($ 2.600 millones).

España fue el segundo mayor inversor de capital de América Latina en 2019 (150.000 millones), detrás de Estados Unidos (260.000 millones) y por delante de los Países Bajos (143.000 millones), Luxemburgo (106.000 millones), Canadá (73.000 millones), Chile (62.000 millones). mil millones). mil millones), Francia (47 mil millones) y Alemania, Corea e Italia (38 mil millones).

READ  La actividad industrial de China registra el mayor crecimiento en casi diez años

Por el contrario, la inversión en el exterior de Multilatinas también se redujo drásticamente y se tornó negativa, con una desinversión de $ 3.500 millones. El colapso se debe a las salidas negativas de empresas brasileñas (-26 mil millones de dólares).