Grupo Radio Centro

Complete News World

EE. UU. Aprueba el uso de Regeneron, un tratamiento utilizado por Trump contra Covid-19

Estados Unidos otorgó este sábado la aprobación de emergencia para un tratamiento con anticuerpos sintéticos contra COVID-19 de la empresa Regeneron que se utilizó para tratar al presidente Donald Trump cuando contrajo el coronavirus.

Lea también: Putin dice que Rusia está lista para proporcionar a otros países su vacuna Covid

“La autorización de estas terapias con anticuerpos monoclonales puede ayudar a los pacientes ambulatorios a evitar la hospitalización y aliviar la carga de nuestro sistema de atención médica”, dijo Stephen Hahn, comisionado de la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. (FDA, por sus siglas en inglés).

La autorización limita el uso del medicamento a personas mayores de 12 años que hayan dado positivo en la prueba COVID-19 y están en riesgo de desarrollar un caso grave de la enfermedad, explicó la científica en jefe de la FDA, Denise M. Hinton, en una carta enviada a la compañía.

El fármaco es un cóctel de dos potentes anticuerpos que, en estudios preliminares, han mostrado resultados prometedores para contener la infección, especialmente cuando se administra durante las primeras etapas de la enfermedad.

La FDA ya otorgó a principios de este mes otra autorización de emergencia para el uso en el país de un cóctel muy similar, propiedad de la empresa farmacéutica Eli Lilly. No se puede administrar ningún tratamiento a personas hospitalizadas o pacientes que necesitan oxígeno.

Lee mas: Regeneron: lo que se sabe sobre el tratamiento experimental que recibe Donald Trump contra Covid-19

Poco después de confirmar que había dado positivo por Covid-19 a principios de octubre, Trump recibió una dosis de 8 gramos del cóctel de anticuerpos de Regeneron, aunque su uso no fue autorizado por la FDA.

READ  Las familias más ricas del mundo controlan una fortuna de 621 mil millones

Tras superar el covid-19, Trump afirmó que este tratamiento fue el principal responsable de su mejoría y lo definió no como “terapia”, sino como “cura”, a pesar de que no existe evidencia científica que sustente esa conclusión.

Cuando solicitó la autorización de emergencia en octubre, Regeneron dijo que, una vez otorgada, el gobierno de Estados Unidos se había “comprometido a tener dosis disponibles para los estadounidenses sin costo y será responsable de su distribución”.

La compañía biofarmacéutica indicó entonces que tenía dosis para 50.000 pacientes, pero esperaba tener suficiente disponible para tratar 300.000 “en unos pocos meses”.

La autorización de emergencia llega el mismo día que Estados Unidos ha superado los 12 millones de contagios del nuevo coronavirus y ya suma más de 255.000 muertes, más que cualquier otro país del mundo.

agv / lsm