China arremetió contra Taiwán por dar asilo político a los participantes en el movimiento pro-democracia de Hong Kong.

Taiwán, que se considera autónomo a China, apoya las protestas y a los estudiantes de Hong Kong en Taiwán, el pasado fin de semana realizó eventos especiales para hacerles saber sobre el amparo que les proporciona.

En julio pasado, la presidenta de Taiwán hizo la oferta de asilo, aunque hasta el momento no se ha confirmado si les han llegado solicitudes.

Hasta el momento se sabe que esta isla carece de mecanismos para evaluar y otorgar solicitudes de asilo, pero en el pasado ya ha dado residencia a opositores del régimen chino, de manera abierta.

Ma Xiaoguang, portavoz de la Oficina de Asuntos de Taiwán del gabinete chino, dijo que la oferta encubrirá los crímenes de un pequeño grupo violento, lo que podría alentar su osadía para dañar a Hong Kong y que Taiwan se convierta en un refugio para los delincuentes.

El funcionario pidió al gobierno taiwanés que dejara socavar la ley, interferir en sus asuntos y no condone a los criminales.

El pasado domingo se realizó una marcha en Hong Kong, donde estiman que participaron al menos 1.7 millones de personas, aunque las autoridades estiman que fueron menos, pero lograron, pero lograron alterar el orden público.

Durante las manifestaciones y protestas los policías lograron detener a 700 personas desde junio pasado, pero el pasado domingo las autoridades mantuvieron un bajo perfil, sin la policía antimotines en la marcha.

Se considera que continuaran las manifestaciones en las siguientes semanas, con marchas organizadas por contadores, trabajadores de transporte, estudiantes y familiares de policías.

Redacción: Radio Centro

Foto: Twitter

Comentarios