Ante la ola de violencia de los últimos días en Chile, el Papa Francisco lanzó un llamado al diálogo para superar la crisis, que ha dejado un saldo de 15 muertos.
Al término de la Audiencia General de los miércoles en la plaza de San Pedro, el Pontífice pidió a los inconformes frenar las manifestaciones violentas y establezcan un diálogo con el gobierno para hacer frente a las dificultades.
El Santo Padre aseveró que sigue con atención los sucesos en el país sudamericano.
Las manifestaciones violentas estallaron hace una semana en Santiago, el área metropolitana y otras regiones chilenas por el alza en las tarifas del servicio de metro. Lo que obligó al presidente Sebastián Piñera, a decretar el Estado de emergencia.
Redacción Radio Centro
Foto: EFE

Compartir

Comentarios