El percance se registró en la ciudad de Sihanoukville que dejó un saldo de 17 trabajadores muertos y 24 heridos.
Cuatro chinos asociados a la construcción fueron detenidos y se ha iniciado la investigación del derrumbe.
Los sobrevivientes relataron que el edificio también les servía como vivienda en el segundo de siete pisos.
Informaron que dormían cuando de pronto sintieron una fuerte vibración y luego el edificio se vino abajo; sin embargo, algunos pudieron escapar.
Se calcula que había entre 55 y 60 personas en la estructura.
El edificio era propiedad de un inversionista chino que rentó para construir un condominio
Redacción Radio Centro Noticias
Foto Internet

Compartir

Comentarios