El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que salió muy bien la estrategia de utilizar cinturones de paz integrados por servidores públicos capitalinos en la marcha del 2 de octubre, ya que se logró evitar actos de violencia, y reconoció que si bien hubo algunos hechos, no fueron de la magnitud de las movilizaciones pasadas.
Durante su acostumbrada conferencia de prensa matutina, el mandatario agradeció a los ciudadanos el buen comportamiento que mostraron durante la manifestación. López Obrador negó que se haya expuesto la integridad de los trabajadores de la Ciudad de México que participaron en los cinturones de paz, y celebró que sus adversario se hayan quedado con las ganas de que fracasara el operativo de seguridad
Respecto a si acusará con sus mamás a quienes cometieron actos vandálicos durante la marcha, López Obrador dijo que por ahora lo va a dejar así, aunque recalcó que las mamás, los papás, los abuelitos y las abuelitas apoyan mucho a la familia porque muchas veces no se sabe qué están haciendo los jóvenes y cuando se enteran ayudan.

Con información de Victor Gamboa

Foto: Presidencia

 

Compartir

Comentarios