El mundo generó 48.5 millones de toneladas de basura electrónica en 2018, una cifra que equivale al peso de cuatro mil 500 torres Eiffel, que llenarían totalmente la superficie del barrio neoyorkino de Manhattan, de acuerdo con un nuevo informe de la Organización de las Naciones Unidas.
Solamente el 20 por ciento de esos residuos son reciclados y, si nada cambia, la ONU estima que podría haber hasta 120 millones de toneladas de chatarra electrónica en 2050.
“Los desechos electrónicos son el tipo de desechos que más rápido crecen en el mundo y plantean riesgos sociales y medioambientales”, advirtió Peter Bakker, presidente y director ejecutivo del Consejo Empresarial Mundial para el Desarrollo Sostenible.
Se calcula que la chatarra electrónica del mundo contiene más de 62 mil 500 millones en materiales preciosos como oro, cobre y hierro, según datos de 2016 correspondientes al informe Gobal E-waste Monitor.
Cerca de la mitad de toda la basura electrónica está formada por dispositivos personales, como computadoras, pantallas, smartphones, tabletas y televisores.
El resto está compuesto por electrodomésticos más grandes, además de equipos de calefacción y aire acondicionado.
El reciclaje de los elementos de valor presentes en la basura electrónica, como el cobre o el oro, se ha convertido en una fuente de ingresos, sobre todo en países en vías de desarrollo. Sin embargo, el reciclaje de chatarra electrónica tan sólo representa el 2 por ciento de los flujos residuales sólidos.
Redacción Radio Centro Noticias
Foto: gestoresderesiduos.org

Comentarios