De enero a marzo de este año, dos mil 690 elementos salieron del Ejército Mexicano por diversos motivos.

De acuerdo a un informe de la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA),331 desertaron, 260 solicitaron su baja, 580 rescindieron su contrato, 30 tuvieron mala conducta, mil 166 pasaron a situación de retiro y 310 a reserva.

Esta cifra es 41 por ciento superior a los mil 600 elementos de las fuerzas armadas desplegados en Guanajuato, entidad con el mayor número de homicidios dolosos en todo el país, y 33 por ciento más, que los mil 800 integrantes de la Guardia Nacional que serán enviados a Chihuahua.
Además, representa el 44 por ciento de los seis mil elementos de este cuerpo de élite, que se encuentran en la frontera sur de nuestro país, para reducir el flujo migratorio.
El reporte de la SEDENA también reveló que, en los primeros tres meses de este año, 52 elementos militares perdieron la vida, de los cuales siete fallecieron en la aplicación de la campaña permanente contra el narcotráfico.
Con información de Gaspar Vela



Foto: @SEDENAmx

Comentarios