Durante el mes de julio, los precios al consumidor aumentaron 0.38 por ciento, cifra menor a lo esperado.
Con ello, la inflación a tasa anual se ubicó en 3.78 por ciento, su menor nivel desde finales de 2016.
El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) informó que el incremento mensual fue resultado principalmente de alza de precios en productos agropecuarios, lo que se compensó parcialmente por la reducción en gas doméstico y otras frutas.
El alza mensual de la inflación en julio, resultó por debajo del 0.40 por ciento esperado por analistas, con lo cual la inflación anual bajó de 3.95 por ciento en julio a 3.78 por ciento, su menor nivel desde diciembre de 2016, cuando se ubicó en 3.36 por ciento.
Así, la inflación anual se ubicó por segundo mes consecutivo por debajo de 4.0 por ciento, que es el límite máximo del objetivo para todo el año, de 3.0 por ciento, más/menos un punto porcentual.
Los productos con mayores precios al alza en julio de este año fueron: pollo, cebolla, papa y otros tubérculos, vivienda propia, naranja, aguacate, plátano, loncherías, fondas, torterías y taquerías, transporte aéreo y servicios turísticos en paquete.
En contraste, los productos con precios a la baja fueron: gas doméstico LP, chayote, uva, jitomate, huevo, tomate verde, juguetes y juegos de mesa, chile serrano, gas doméstico natural y electricidad.
Por su parte, el Índice de Mercancías y Servicios Finales, excluyendo petróleo, registró un alza mensual de 0.14 por ciento y anual de 3.60 por ciento.
Redacción Radio Centro

Foto: AP

Compartir

Comentarios