Tras reiterar que cumplirá su promesa de campaña de cancelar la Reforma Educativa, el presidente Andrés Manuel López Obrador ofreció a la Coordinadora Nacional de la Educación (CNTE) diálogo, mano abierta y franca y no puño cerrado.

En su conferencia matutina, el jefe del Ejecutivo dijo que estará abierto al diálogo el tiempo que sea necesario y reiteró que no habrá autoritarismo ni represión.

Aseveró que desea tener comunicación con las bases y no una relación corporativa sino una relación horizontal y ciudadana.

López Obrador adelantó que a los maestros se les van a repartir volantes con la iniciativa de Reforma Educativa que está proponiendo su gobierno, para que estén enterados de primera mano.

Recordó que la Reforma Educativa del sexenio anterior, llevaba el propósito de la privatización de la educación, esto -dijo- comenzó desde la administración de Carlos Salinas de Gortari y con Ernesto Zedillo como titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), para limitar la educación gratuita.

Agregó que también se creó una campaña de desprestigio en contra los maestros y se les acusó de ser los culpables de la mala calidad educativa. Todo eso, reiteró el presidente, se acabó.

Con información de Daniel Rosas

Foto: Twitter @lopezobrdor_

Compartir

Comentarios